Primer tren internacional español de 700m de transporte de vehículos

Por  |  Sin comentarios

Si hace escasas fechas nos hacíamos eco de la llegada del primer tren fletado desde China hasta nuestro país, en esta ocasión os traemos otra noticia de transporte que parece revelar que el transporte internacional por ferrocarril está pasando por un buen momento. Renfe Mercancías ha puesto en marcha el primer tren internacional de automóviles de 700 metros, el cual circulará entre las ciudades de Valladolid y París, donde viajarán unos 280 vehículos en 22 vagones.

Éste será el primer tráfico internacional de automóviles con estos trenes de 700 metros entre España y nuestro país vecino Francia, donde se conecta la fábrica que el grupo Renault tiene en Valladolid con Flins, zona cercana a la capital gala.

Con esta iniciativa se busca proporcionar una mayor competitividad a Renault y poder ofrecerle nuevas opciones para cualquier otro fabricante del sector del automóvil que tenga presencia en nuestro país. Todo el mundo sabe que el ferrocarril es un activo muy importante en el sector logístico español y que tiene suficientes infraestructuras como para acometer cualquier clase de transporte.

En este primer envío habrá 22 vagones de ancho ibérico, los cuales se cargarán todos con los vehículos que solo se fabrican en la factoría vallisoletana. Serán exactamente 286 vehículos los que viajarán hasta la frontera de Irún/Hendaya, momento en el que se realizará el transbordo a otros vagones de Renfe de ancho IUC para poder seguir el camino hasta la planta que Renault tiene en la localidad de Flins, a escasos 50 kilómetros de París.

Con este nuevo tráfico ferroviario español se conseguirá dar una bocanada de aire fresco a la logística nacional y donde son cada vez más las firmas españolas quienes apuestan fuertemente por este tráfico y por los mercados internacionales. Además de este tráfico también se suman los puntos de destino/origen como son Gijón, Santander y Bilbao con diferentes destinos.

Estos trenes proporcionan una gran versatilidad y a ello hay que sumar el ahorro energético y también de emisiones de CO², lo que permite un tráfico ferroviario muy fluido y con pocos residuos en comparación con otros medios como el transporte por carretera. En cuanto al consumo eléctrico evita unos 91,3MWh, alrededor de lo que consumirían unos 11.400 hogares españoles en un día, lo que hace que se abra aún más la puerta para este modelo de logística en detrimento del transporte por carretera.

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *