Armador

Persona física o jurídica encargado de la gestión comercial y jurídica del buque prestando sus servicios por vía marítima. Su obligado cumplimiento es acondicionar el buque para que no falte nada necesario (tripulación y provisiones) y mantener la navegabilidad del buque.

El armador es el responsable de todo lo relacionado con la gestión operativa del buque, encargado de equiparlo correctamente para su navegabilidad y pertrecharlo adecuadamente para prestar el servicio para el que está designado, tanto si es para transporte de mercancías como si es de pasajeros, etc.

Es quien decide quién será el capitán del buque y quien elige la tripulación a bordo, por ello es parte indispensable en el buen devenir del desempeño del buque en la realización de las labores para las que está designado.

No necesariamente debe ir a bordo y un armador puede serlo de uno o de más buques, siempre que ejerza un correcto control sobre todos ellos, teniendo en cuenta todos los detalles necesarios. Asimismo, el armador es el encargado de la gestión de los certificados reglamentarios que habiliten al buque para poder ser explotado comercialmente.

Para finalizar, entre otras muchas de sus responsabilidades se encuentra una muy importante, la de proveer al buque del seguro marítimo más conveniente, tanto para el propio buque y su tripulación como para su carga y también para la labor que éste desempeña, dado que no es lo mismo un seguro para un buque de transporte de personas que para un buque que transporte ácidos o combustibles.